Batidos verdes

Hoy quiero dedicar unas líneas a un alimento que está muy de moda desde hace un tiempo: los batidos verdes.

green smoothie

Para empezar, tengo que decir que los batidos son más beneficiosos que los zumos pues  conservan toda la fibra de las piezas trituradas. Su índice glucémico es menor y la fibra ayuda al tránsito intestinal y al control del colesterol. Por otro lado, al tratarse de alimentos vegetales crudos tienen un montón de vitaminas y minerales.

Con esto no estoy diciendo que un zumo sea una mala opción pero tampoco podemos mantener ese “mantra” que llevan tanto tiempo vendiendo de que el zumo de naranja es lo “mejor de lo mejor” -casi mejor que el agua-. Lo cierto es que los zumos de naranja tienen demasiado azúcar libre (que no es lo mismo que añadido) que deberíamos contrarrestar mezclándolo con otros zumos con menos concentración de azúcar (como el de pomelo, granada o manzana) o usarlo como base para hacer batidos o smoothies.

En cualquier caso, aun hablando de batidos, el porcentaje de azúcar suele ser alto por la cantidad de hidratos de carbonos simples que tiene la fruta (mayor cuanto más madura esté). Por ello, hacer el batido con una porción de verduras es una buena opción. Vamos por partes.

¿Batidos o zumos detox?

No, ni los batidos ni los zumos son detox. El organismo es capaz, salvo patologías, de dexonticarse solito sin ayudas de fuera. Lo que sí es verdad es que los productos vegetales producen mucho menos “residuo metabólico” que otros alimentos y por eso, se podría aceptar que “ensucia” menos que otros alimentos… pero no limpian.

¿Qué debe llevar un batido verde?

Lo que necesita un batido verde (*) es una fruta y una verdura o solo verduras (para los “usuarios avanzados”)

(*) Los batidos se denominan verdes por estar hechos con productos vegetales, no por el color.

Como casi todo en la vida, cuando más sencillo lo hagas, mejor. Para empezar, elige una fruta dulce (melón, papaya, melocotón..) y una verdura dulce (zanahoria, remolacha,…) y, si lo necesitas por ser terriblemente golos@, un endulzante sin calorías (xilitol o estevia) o de bajo nivel glucémico (sirope de ágave, es mi favorito).

El porcentaje, 70% fruta y 30% verdura y subiendo según te vayas acostumbrando hasta invertir los porcentajes o, al menos, llegar al 50% / 50%.

Como queremos que quede un textura liquida, tendremos que añadir agua, leche vegetal o zumo. En caso contrario, quedará un puré o crema para comer con cuchara.

Para siguiente veces, podemos ir probando verduras o frutas menos dulces, en la combinación que te guste. A mi personalmente, me gustan con no más de tres ingredientes entre frutas y verduras.

Verde que te quiero verde

Una de las opciones más extendida es usar hojas verdes, que además de los mismos beneficios de otras frutas y hortalizas, aportarán clorofila. Mi consejo es que no te vuelvas loc@ y no te decantes, al principio, por hojas de sabor muy intenso (acelga, kale, repollo…) sino que empieces por hojas frescas (menta, hierbabuena,…) para seguir por sabores suaves (espinacas, lechuga, hojas de apio…) y terminar con todo el abanico verde.

¿Algo más?

Una vez que tienes tu dos o tres ingredientes (además del liquido), puede añadirle lo que quieras. Una opción de hacer tu batido completo es añadir extras como:

  • complementos secos: cúrcuma, espirulina, hierba de trigo, cacao puro, …
  • fruta deshidrata y pulverizada: jengibre, açai, bayas, coco, etc
  • semillas: linaza, chia, pipas…
  • frutos secos: avellanas, anarcardo, almendras
  • grasas: aguacate, aceite de oliva, etc

Ahora, ya solo toca triturar y batir hasta lograr la consistencia deseada.

vegano crudo

smoothie

Batidos vegetales

Recetas

Recetas hay 1001 opciones (solo tenéis que buscar por Internet) pero mis opciones favoritas son…

  • Zumo de naranja + zanahoria, cúrcuma y  menta o hierbabuena
  • Zumo de manzana + frutos rojos y perejil
  • Zumo de naranja + manzana, espinacas  (sirope de ágave)
  • Agua + manzana, apio, (semillas de linaza o chia) y hojas de menta
  • Agua + melón, hierba de trigo y perejil
  • Agua + sandía y lechuga o espinacas
  • Agua + mango o papaya y espinacas
  • Agua + piña, coco (en polvo), hojas de menta o hierbabuena
  • Gazpacho “de toda la vida” sutituyendo la mitad de tomate por sandía, nectarinas o fresas.

… y aunque no llevan hortalizas ni verduras no puedo dejar de recomendaros:

  • Leche de almendras + manzana, vainilla, canela (sirope de arce o miel) ¡Sabes tarta!
  • Leche de almendras o avellanas + aguacate, vainilla y cacao (sirope de ágave o arce)

Presentación alternativa

Si no son para llevar, puedes hacer los batidos con  los ingredientes sin mezclar, haciendo un batido distinto por cada producto, a fin de poder crear capas (para ello tendrás que usar menos agua y crear una densidad más espesa). Yo no lo he hecho nunca pero lo he visto en Internet y reconozco que queda precioso.

smoothie capas

Haz tus propios experimentos y nos cuentas qué tal.

Esther Morillas

Cocinera amateur casi vegetariana

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s