Crepes de avena con plátano

Hasta ahora no había publicado ninguna receta dulce, cosa rara en mí ¡que me encantan los dulces! Pues, bien, hoy os traigo con un desayuno rico y saludable: unos crêpes de avena y plátano.

Aunque yo no tengo problema con el gluten, llevo un tiempo limitando el consumo de trigo a raíz de un artículo que leí sobre la manipulación que sufre el trigo . Al tratarse de un producto en el que se basa en gran parte muchas agriculturas, el trigo que consumimos a día de hoy ha sido manipulado genéticamente y tratado con multitud de productos para que la planta resista sin problema a casi cualquier problema ambiental o agrícola. Lo que “a priori” es bueno para la agricultura y la economía, es malísimo para nuestro cuerpo que “suda la gota gorda” para digerirlo – eso sin contar con todos los productos químicos que incluyen y nuestro hígado se tiene que ocupar de eliminar (no siempre son éxito). Pero vamos, que no soy del partido “anti-trigo” ni nada por el estilo: simplemente, intento buscar de vez en cuando alternativas más saludables.

La recete de hoy contiene huevo pero si preferís que sean veganas, solo tenéis que aumentar un poco la cantidad de levadura y añadir un plátano por cada huevo sustituido. ¡Doy fe que quedan perfectos!

ovolacto caliente

Crêpes de avena y plátano

CREPES DE AVENA Y PLATANO

Ingredientes (para 6 crêpes):

1 vaso de harina de avena

1/2 vaso de harina de arroz

1 cucharadita colmada de levadura

2 huevos

1  1/2 vaso de leche de vegetal

1-2 plátanos maduros

1 pizca de sal

Vainilla en rama

Sirope de agave

Utensilios:

Cacerola

Bol

batidora (manual)

Sartén

Cuchara tipo cazo

Preparación:

Paso 1.- Calentar la leche vegetal junto a las vainas abiertas de la vainilla y dejar cocer ligeramente para que emulsione. Añadir el sirope de agave (al gusto), remover hasta disolución y colar.

Paso 2.- Batir los huevos. Aplastar los plátanos maduros. Mezclar ambos con la leche emulsionada.

Paso 3.- Colocar en un bol las harinas, la levadura, la sal y mezclar. Añadir la mezcla líquida anterior y batir hasta obtener una masa ligera sin grumos.

La masa se puede conservar 2-3 días en la nevera antes de consumirse.

Paso 4.- Calentar una sartén antiadherente y engrasar con aceite de semillas (girasol, palma, cacahuete…). Cuando este caliente, verter con un cazo un poco de la masa y dejar cuajar a fuego medio como si fuese una tortilla durante 1 minuto. Mover de vez en cuando para que no se pegue al fondo (y se queme). Voltear y cocinar 1 minuto más.

Presentación: Servir con miel, mermelada, espolvoreado con canela, salsa de chocolate, fruta fresca.. ¡o solas! Están deliciosas 😉

Un besito.

Esther Morillas

Cocinera amateur casi vegetariana

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s